Algunos consejos para combatir la celulitis

La mayoría de las mujeres tienen celulitis, para combatirla es necesario combinar una alimentación equilibrada con ejercicios y masajes en las zonas afectadas. // Autor: Alejandro Da Costa

La celulitis es una forma característica de acumulación de grasa en torno a las caderas y los muslos que es mas frecuente en las mujeres que en los hombres.

Los depósitos de celulitis tienen una apariencia esponjosa y con hoyuelos que se describe como piel de naranja. También se forma protrusiones y bultos. No existe consenso en cuanto a su origen.



En la bibliografía medica no son frecuentes las referencias a este proceso y la mayor parte de los médicos lo consideran resultado de un cúmulo de grasa.

Se piensa que se produce por la acumulación de agua y toxinas en el tejido adiposo (grasa). El sistema linfático es el encargado de la depuración de los productos de desecho(toxinas) de los tejidos, si por cualquier razón la circulación linfática no funciona de forma adecuada, se acumulan toxinas en esa área.

La circulación linfática difiere de la circulación sanguínea en que no dispone de un sistema de bomba y depende de las contracciones musculares.

Por tanto la falta de ejercicio y la vida sedentaria son responsables de una alteración de la circulación linfática. También pueden hacer más lenta la circulación linfática las alteraciones posturales, la ropa ajustada, los tacones altos, o el hecho de cruzar las piernas, se produce así un deposito de toxinas y agua que condicionan la aparición de celulitis.

Existe cierto grado de consenso en el concepto de que la Celulitis no desaparece de forma paralela a la pérdida de peso. Se recomienda combinar los regímenes dietéticos con la práctica de ejercicios, masajes y otras técnicas de medicina alternativa.

Los pacientes con celulitis deben tomar una dieta similar a la que se recomienda para la población general, disminuir la ingesta de:

- Grasas

- Azúcar

- Sal

- Carnes

Favoreciendo la ingesta de:

- Frutas

- Verduras

- Cereales

- Agua abundante (6 a 8 vasos diarios)

Debe evitarse el consumo de toxinas, como la cafeína y el alcohol, también debe evitar el hábito de fumar.

El realizar ejercicios de forma moderada ayuda a la perdida de peso, estimula la circulación linfática y mejora de forma global la salud, independientemente de sus efectos sobre la celulitis.

Los masajes locales, con ayuda de esponjas estimulan el sistema linfático y ayudan a eliminar los depósitos de agua y toxinas, algunos aceites aromáticos se utilizan en el baño para realizar masajes por la propiedad que se le atribuye a la celulitis.

Existen numerosas cremas y productos anticelulíticos en el mercado que pueden ser eficaces si se administran con regularidad. También se emplean técnicas de relajación y meditación ya que se considera que el estrés puede ser uno de los factores que contribuyen a la acumulación de toxinas en el organismo.

Mujeres ÚNICAS en la REVISTA

Entradas populares